Se pone en marcha la Asociación de cicloturismo Ciclamadrid, compuesta por 65 agentes del sector

Se trata de una asociación público-privada que surge para impulsar el cicloturismo en la región
La Comunidad ha finalizado la señalización de 770 km de rutas que aúnan a 91 municipios y 4 espacios naturales
 
22 de marzo de 2019.- La Comunidad de Madrid ha impulsado la puesta en marcha de la Asociación de cicloturismo Ciclamadrid, una plataforma que aúna a 65 agentes públicos y privados del sector con el objetivo de fomentar el cicloturismo en la región.
 
El consejero de Cultura, Turismo y Deportes, Jaime de los Santos, ha visitado hoy el municipio de Torrejón de Velasco, donde se ha reunido con alcaldes y empresarios pertenecientes esta nueva asociación. De los Santos ha señalado la importancia de la colaboración público-privada para impulsar el cicloturismo en la Comunidad bajo la marca Ciclamadrid, “es fundamental que empresarios y Administración vayan de la mano en un proyecto que es de todos y que, además, tiene un impacto muy positivo para nuestra región a todos los niveles”.
 
La Asociación de cicloturismo Ciclamadrid está formada, en la actualidad, por 65 agentes del sector entre restaurantes, hoteles, casas rurales, agencias de viajes, bodegas, guías de turismo y empresas especializadas en cicloturismo, que se unen a ayuntamientos, asociaciones profesionales y la Dirección General de Turismo de la Comunidad. De este modo, todos ellos trabajarán en conjunto teniendo en cuenta los criterios de sostenibilidad y los cambios en las formas de movilidad.
 
Ciclamadrid cuenta además con una nueva señalización que recorre la Comunidad a través un anillo de 420 kilómetros (Grand Tour) que conecta municipios turísticos de la Comunidad de Madrid con infinidad de recursos, de ofertas culturales y de posibilidades gastronómicas en un escaparate turístico de naturaleza y ocio saludable.
 
Estos recorridos están ideados para todo tipo de viajeros y públicos, e incluyen 17 etapas que aúnan a 91 municipios madrileños y permiten visitar de forma sostenible enclaves Patrimonio Mundial por la UNESCO (Alcalá de Henares, Aranjuez, San Lorenzo de El Escorial y el Hayedo de Montejo), más de 50 Bienes
de Interés Cultural y hasta 4 espacios naturales (Sierra Norte de Madrid, Sierra Central de Guadarrama, Sierra Oeste y Comarca de las Vegas del Tajo).
 
El consejero ha manifestado que ya están señalizados 770 kilómetros de rutas, incluyendo el Grand Tour, “para que todos los madrileños y visitantes puedan conocer nuestra región y disfrutar su naturaleza, su gastronomía y su riqueza patrimonial y cultural”.
 
Tras su visita a Torrejón de Velasco, De los Santos se ha trasladado al municipio de Cubas de la Sagra pedaleando a través de los 6 kilómetros de Ciclamadrid que unen ambas localidades.

EL CASTILLO DE PUÑONROSTRO

Por otro lado, De los Santos ha visitado el castillo de Puñonrostro, declarado en 1949 Bien de Interés Cultural (BIC) en la categoría de Monumento y ubicado en Torrejón de Velasco. Se trata de uno de los máximos exponentes de la arquitectura defensiva de la Comunidad de Madrid, y se remonta al siglo XV.
 
El castillo de Puñonrostro es una fortaleza con una planta rectangular que consta de dos cuerpos: la torre del homenaje y el patio de armas, amurallado y con nueve torres menores adosadas. El castillo surgió en la Baja Edad Media como consecuencia de los conflictos de la nobleza por el control político y económico de las tierras de la zona.
 
Las obras de la fortaleza debieron comenzar entre 1430 y 1465. A partir del siglo XVI el castillo no solo fue morada de sus titulares, sino que fue reformado para servir como residencia temporal de personajes ilustres: Carlos I y Francisco I; y también fue prisión de Antonio Pérez, secretario de Felipe II. En 1775 los condes dejaron de utilizar el recinto como residencia instalando una fábrica de jabones y otra de hilaturas de lana. Durante la Guerra de la Independencia, las tropas francesas ocuparon el castillo, dejándolo muy dañado a su retirada, con lo que sería el comienzo de un deterioro que llegó hasta nuestros días. Desde 2002 es propiedad del Ayuntamiento de Torrejón de Velasco.
 
La Comunidad de Madrid, a través de la Dirección General de Patrimonio Cultural, finalizó el pasado año la segunda fase de restauración en este castillo con el objetivo de consolidar y estabilizar el recinto amurallado. Asimismo, se han recuperado los elementos de mayor valor arquitectónico del conjunto, como la torre del homenaje, además de varios lienzos.
 
Redacción

Compartir este artículo